El pasado lunes 10 de agosto, se conmemoró en Cemin el Día del Minero, una fecha muy significativa para nuestra empresa y la industria en general. Esta fecha fue adaptada a la contingencia que estamos viviendo debido a la pandemia, para así continuar con esta tradición minera.

Las celebraciones incluyeron una Misa oficiada por el Padre Néstor Muñoz, de la Congregación Salesianos Don Bosco de Catemu, la cual fue transmitida a través de Teams a todos los trabajadores de Cemin. En las faenas se habilitaron sectores para poder ver la transmisión, guardando las medidas de prevención necesarias para asegurar el distanciamiento físico, mientras que también fue seguida desde los computadores por los trabajadores.

El mensaje central durante este conmemoración fue el agradecimiento a todos los trabajadores de la empresa por el esfuerzo demostrado durante estos cinco meses de contingencia por Coronavirus. En esta emergencia la minería ha demostrado su relevancia para el país y, pese a las dificultades, ha conseguido mantenerse activa y con eso contribuir a mantener los ingresos de miles de familias. Además, se realizó un llamado a seguir respetando las medidas de prevención para cuidar la salud de todos los trabajadores y sus familias.

Como es tradición en Cemin, el Día del Minero es una oportunidad para reconocer. Este año, en todas las faenas se realizaron premiaciones a trabajadores que han destacado en distintos ámbitos en el desempeño de sus labores. Algunas de las categorías fueron elegidas por votación de los propios compañeros de trabajo, mientras que el “Premio al Esfuerzo” fue elegido por las jefaturas.